«

»

Imprimir esta Entrada

Editorial del Mensuario La Verdad n°114 octubre 2017

lenin actoA modo de Editorial

En el 100° Aniversario de la Revolución Socialista Rusa

 

 

El triunfo de la Revolución Socialista Rusa en 1917, conmovió al mundo y tuvo una gran repercusión en el desarrollo de la revolución proletaria internacional. Significó un gran salto para la humanidad porque por primera vez en la historia las grandes masas oprimidas, encabezadas por la clase obrera y su partido, en alianza con los campesinos pobres, lograron tomar el poder a través de una insurrección triunfante, que luego se extendió a todo ese vasto territorio, y establecer la dictadura del proletariado, el poder de los soviets, y por décadas construir el Socialismo, una sociedad sin explotados ni explotadores.

 

La Revolución de Octubre, dirigida por el Partido Bolchevique liderado por Lenin y luego por Stalin, abrió todo un período de revoluciones proletarias triunfantes, que se continuó luego de la 2ª Guerra Mundial, con la gigantesca Revolución China, período en el cual se desarrolló el socialismo en la tercera parte de la humanidad, al establecerse también en Europa del Este, y posteriormente en Corea, Cuba y Vietnam, en una ola revolucionaria que abarcó al mundo entero.

 

El proletariado ruso mostró al mundo que en la época del imperialismo, la fase superior del capitalismo, la revolución proletaria se ponía al orden del día, que esta se desarrolló por etapas y en forma ininterrumpida, la democrático-burguesa que derrocó al zarismo en Febrero y la socialista de Octubre. Demostró que podía triunfar inicialmente en un solo país, en el que, si bien había un desarrollo capitalista acelerado, era un país atrasado, por el lastre del feudalismo, en relación a las potencias europeas y a los EE.UU.

 

Decía Lenin: “La desigualdad del desarrollo económico y político es una ley absoluta del capitalismo. De aquí se deduce que la victoria del socialismo empiece por unos cuantos países capitalistas, o incluso por un solo país capitalista. El proletariado triunfante de este país, después expropiar a los capitalistas y de organizar la producción socialista dentro de sus fronteras, se enfrentará con el resto del mundo capitalista, atrayendo a su lado a las clases oprimidas de los demás países, levantando en ellos la insurrección contra los capitalistas, empleando, en caso necesario, incluso la fuerza de las armas contra las clases explotadoras y sus estados”. (“La consigna de los Estados Unidos de Europa”)

 

Mostró al proletariado mundial como se hace la revolución, los rasgos generales de la revolución proletaria en la época del imperialismo capitalista y al llevar esta gigantesca tarea a la práctica, con todo lo nuevo que tuvo que resolver, también desarrolló el marxismo con aportes imprescindibles que lo llevaron a una nueva etapa, el marxismo-leninismo.

 

La Revolución China, con Mao Tse-tung al frente del PCCH, desarrolló el proceso revolucionario, a través de una guerra popular y prolongada, del campo a la ciudad, que fue liberando zonas rojas en las que se instalaba el estado democrático-popular de Nueva Democracia, y que el 1° de Octubre de 1949, con la toma del poder en todo el país inicia la etapa socialista.

Como en Rusia el proletariado fue la clase de vanguardia de la revolución, pero en China el campesinado fue la fuerza motriz principal.

 

Mao resuelve, sobre la base teórica del marxismo-leninismo, nuevos y fundamentales problemas de la revolución proletaria, en la teoría y en la práctica, que tienen que ver con las características de las revoluciones en los países oprimidos por el imperialismo.

Enfrenta el revisionismo moderno, que encabezado por Jrushev, triunfa en el 20º Congreso del PCUS, en 1956, cambiando el carácter de clase del PCUS y del Estado, abriendo el camino a la restauración del capitalismo en la URSS. Demuestra que el ascenso del revisionismo al poder es el ascenso de la burguesía al poder.

 

Con esta verdadera tragedia para la clase obrera internacional y los pueblos oprimidos del mundo se comprueba que el socialismo, como plantearon Marx y Lenin, implica una larga etapa histórica en la que siguen existiendo las clases y la lucha de clases, la lucha entre el camino socialista y capitalista y el peligro de restauración capitalista, además de la agresión e intervención imperialista.

 

El revisionismo moderno se extendió a la mayoría de los Partidos Comunistas del mundo y tuvo en Rodney Arismendi su principal exponente en Uruguay, quien con su camarilla revisionista logra copar la dirección del Partido Comunista a partir del 16º Congreso, de 1955.

Se inició allí el proceso liquidador, con el abandono de las posiciones revolucionarias, congreso tras congreso, convirtiendo un partido proletario revolucionario en un partido reformista electorero, subordinado totalmente además a los intereses de la URSS convertida ya desde 1957 en una potencia socialimperialista.

 

Mao y el PCCH dan la lucha en el Movimiento Comunista Internacional y llevan adelante la Gran Revolución Cultural Proletaria, a partir de 1966, que resiste al revisionismo y la restauración capitalista en China, por diez años.

Sus aportes en los más diversos terrenos, significaron el desarrollo del marxismo a una nueva etapa, el marxismo-leninismo-maoísmo.

 

Con la derrota de dicha revolución y el ascenso de Ten Siao- ping, luego de la muerte de Mao (9/9/76), triunfa el revisionismo en el PCCH, y se produce el proceso de la restauración capitalista también en China. Se cierra con ello un ciclo de avance y desarrollo de la Revolución Proletaria a nivel mundial.

 

Todo este período histórico riquísimo, fue iniciado e influenciado por la Revolución Rusa, gran parte de un siglo donde centenares de millones de hombres y mujeres explotados del mundo hicieron sacrificios gigantescos, hicieron la historia actual , llevaron adelante el Socialismo, demostrando en la práctica su superioridad frente al capitalismo y dejaron enseñanzas que tomará la clase obrera y los pueblos oprimidos del mundo para llevar adelante un nuevo ciclo de revoluciones proletarias triunfantes.

¡Gloria eterna a la Revolución de Octubre!

Ricardo Cohen

(extracto de charla en Facultad de Humanidades-25 de Mayo 2017)

 

Enlace permanente a este artículo: http://pcr.org.uy/?p=1514